Tete Morente, desvinculado del Málaga CF

El Málaga CF ha anunciado una complicada baja de cara al curso 2020-2021: Tete Morente. El linense no seguirá enrolado en la disciplina blanquiazul, tras haber abonado su cláusula de rescisión. De este modo, Sergio Pellicer perderá a un jugador clave en sus esquemas para la dura lucha por lograr la permanencia en la Liga SmartBank.

“Tete abona su cláusula de rescisión y deja el Club. Tete Morente abandona la disciplina del Málaga CF tras abonar su cláusula de rescisión en LaLiga y ya se ha despedido de cuerpo técnico y compañeros”, comunicó el Málaga CF a través de una publicación difundida en sus medios oficiales.

Tras finalizar su etapa formativa en la cantera del Club Atlético de Madrid, Tete Morente se estrenó de rojiblanco en categorías Senior. Pudo debutar en el Grupo VII de Tercera División con el segundo filial atlético en la temporada 2014-2015, jugando seis encuentros y anotando un gol. La siguiente campaña dio el salto a un Club Atlético de Madrid “B” recién descendido, disputando 22 choques ligueros y anotando dos dianas.

Sus buenas actuaciones posibilitaron que, en la temporada 2016-2017 diera el salto a Segunda División  B: su destino fue el Atlético Baleares. Un club del Grupo III, en el que Tete Morente mantuvo su progresión. Así, acabó jugando 23 encuentros, anotando una diana. Actuaciones que le permitieron dar un pasito más en el verano de 2017.

No en vano, el curso 2017-2018 fue el primero que Tete Morente pasó en la Liga SmartBank, fichando por el Gimnàstic de Tarragona. Jugó 25 choques ligueros y consiguió dos tantos. En la siguiente campaña la comenzó en el cuadro tarraconense, jugando hasta enero 14 choques y marcando un gol. Posteriormente reforzó al CD Lugo, jugando 13 encuentros y anotando una diana.

En cuanto a la pasada temporada 2019-2020, el linense continuó enrolado en el CD Lugo, hasta el mercado invernal. Una etapa que cerró habiendo jugado 16 partidos. Su destino, tras salir del Anxo Carro, fue el Málaga CF. En el cuadro malagueño, Tete Morente fue determinante para la consecución de la permanencia, anotando dos goles en 15 encuentros.