Sergio Ramos logró su segundo doblete con La Roja

Sergio Ramos fue uno de los grandes protagonistas en el último compromiso amistoso que afrontó la selección española en este año 2017. Un amistoso en el que La Roja rindió visita a Rusia, ante la que acabó empatando a tres goles en San Petersburgo. El capitán de España resultó determinante para que el equipo de Julen Lopetegui pudiera obtener un resultado positivo en su visita a la próxima organizadora del Mundial, al conseguido dos goles. Ambos, desde el punto de penalti.

El primero de los dos goles de Sergio Ramos llegó en el minuto 34, después de que el italiano Rocchi decretara la pena máxima tras unas manos de Kuzyaev en su área. Un penalti un tanto riguroso, que ejecutó satisfactoriamente el capitán de La Roja: con mucho temple y sangre fría logró perforar las redes de Andrey Lunev para colocar de forma momentánea el 0-2 en el marcador. Un gol que suponía el duodécimo que lograba como internacional absoluto.

Sin embargo, no fue el único tanto que Sergio Ramos logró ante la próxima anfitriona de la Copa del Mundo. Y es que, en el segundo período, el camero volvió a perforar las redes de Andrey Lunev: nuevamente, desde el punto de penalti. En el minuto 52, Rocchi decretó la segunda pena máxima a favor de España tras una caída del defensor en el área rusa. El defensa andaluz volvió a asumir la responsabilidad de ejecutar el lanzamiento, consiguiendo un tanto que colocaba el 2-3 en el electrónico.

Poco después de dicho tanto, Sergio Ramos acabó siendo sustituido por Julen Lopetegui. De este modo, cerraba una de sus mejores actuaciones como internacional absoluto en lo que a goles se refiere. No en vano, ante Rusia firmó su segundo doblete con La Roja. El primero llegó en la fase de clasificación para el Mundial de Alemania 2006, en un encuentro en el que La Roja venció a San Marino por 0-6. Un duelo en el que, curiosamente, el zaguero vivió su estreno como goleador con el equipo nacional.

Aquel encuentro se disputó en el Olímpico de Serravalle, donde España goleó a la débil San Marino por 0-6. Pese a la contundente victoria, la selección española de Luis Aragonés no pudo evitar la repesca para estar en el Mundial de Alemania 2006. El primero de los dos goles que Sergio Ramos logró en dicho encuentro se produjo en el minuto 31, resolviendo una jugada embarullada con un disparo imposible para Federico Gasperoni. Un portero cuyas redes volvió a perforar en el minuto 48, cabeceando a gol tras un buen envío desde la esquina de Iván De la Peña.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.