El reparto de expulsiones del Sevilla FC en esta temporada 2017-2018

El Sevilla FC ha tenido bastante fortuna en lo que a expulsiones se refiere en esta temporada 2017-2018. No en vano, el cuadro nervionense no se ha situado entre los conjuntos que más veces han tenido que jugar en inferioridad numérica esta campaña en la Liga Santander. Así, la escuadra andaluza solamente ha sufrido tres expulsiones este curso: una en la primera vuelta y otras dos en la segunda vuelta.

La primera expulsión de la temporada para el Sevilla FC se produjo en la jornada inaugural, ante el RCD Espanyol. En dicho partido, el futbolista nervionense en ver la roja fue Éver Banega. Un jugador que, primeramente, fue amonestado por el juez de la contienda en el minuto 84. El colegiado indicó en el acta que esta decisión se produjo por “realizar observaciones de orden técnico a una de mis decisiones”. Sin embargo, acabó mostrándole la roja directa al talentoso mediocampista argentino poco después, por “dirigirse a mí, tras haber sido amonestado, en los siguientes términos: “la concha de tu madre”.

Hubo que esperar hasta la vigésimo novena jornada de la Liga Santander para ver a otro jugador del Sevilla FC ser expulsado. En aquella ocasión, Pablo Sarabia vio dos tarjetas amarillas en la derrota de los hispalenses ante el CD Leganés. Alberola Rojas, árbitro de la contienda, expulsó al mediocampista sevillista a seis minutos para la conclusión del encuentro. El colegiado manchego amonestó por primera ocasión al madrileño en el minuto 74, por “derribar a un contrario en la disputa del balón”. Apenas 10 minutos más tarde volvió a amonestar al talentoso futbolista, por “dar una patada a un contrario en la disputa del balón”.

La última expulsión que sufrió el Sevilla FC esta campaña se produjo en la trigésimo segunda jornada, ante el Villarreal CF. Un duelo en el que Wissam Ben Yedder fue expulsado por doble amarilla por el asturiano González Fuertes. Un colegiado que amonestó por primera vez al delantero sevillista en el minuto 61, justificando dicha decisión en el acta arbitral por “protestar de forma ostensible una decisión mía”. Apenas un minuto más tarde, González Fuertes volvió a amonestar al ariete. La tarjeta que conllevó la expulsión del internacional galo se produjo, de acuerdo con lo indicado por el árbitro, “tras haber recibido una primera amonestación, aplaudir irónicamente la decisión adoptada”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.