El Real Madrid CF, un rival especial para muchos jugadores del Málaga CF

No cabe duda de que una de las canteras más prolíficas del fútbol español es la del Real Madrid CF. El próximo rival del Málaga CF es un gran productor de talento, como bien puede atestiguar el conjunto boquerón. No en vano, cinco de los integrantes de la actual plantilla blanquiazul pasaron por los escalafones inferiores del cuadro madridista. Jugadores para los que el choque en La Rosaleda de esta trigésimo segunda jornada será muy especial.

Miguel Torres llegó al Real Madrid Castilla en la temporada 2006-2007, con apenas 20 años. El zaguero debutó aquella campaña en Segunda División con el filial blanco, acumulando 19 partidos oficiales. Sus buenas actuaciones motivaron que, a mediados de campaña, Fabio Capello le abriera las puertas del primer equipo. Así, pudo pertenecer al primer conjunto madridista hasta la temporada 2008-2009, disputando 70 partidos entre todas las competiciones. Una etapa en la que, además, logró tres títulos: dos Ligas y una Supercopa de España.

Otro jugador que también vivió sus primeros pasos en el Real Madrid Castilla en la temporada 2006-2007 fue Alberto Bueno. El delantero debutó en la categoría de plata del fútbol español con el filial madridista aquella campaña, logrando dos goles en 31 encuentros. Tras el descenso del equipo a Segunda División B, se mantuvo en sus filas: en el curso 2007-2008 logró cuatro goles en 32 partidos; en la siguiente campaña materializó 16 goles en 34 partidos. Actuaciones que motivaron su debut con el primer equipo en la temporada 2008-2009, jugando tres encuentros.

También en la temporada 2006-2007 se produjo la llegada de Adrián González al primer filial madridista. El mediocampista permaneció toda aquella campaña en el Real Madrid Castilla, gozando de bastante continuidad. No pudo eludir el descenso de los blancos a Segunda División B. Pese a ello, la temporada resultó positiva en el plano individual: disputó 38 partidos y anotó cinco goles. Sus víctimas fueron Vecindario, Castellón, Poli Ejido, UD Salamanca y UD Almería. Finalizada la competición, recaló en el RC Celta de Vigo.

Por su parte, Juankar fue progresando en los escalafones inferiores del club blanco hasta llegar al Real Madrid Castilla en la temporada 2008-2009. Durante tres cursos, el mediocampista tuvo la posibilidad de jugar en el filial madridista, siempre en Segunda División B. Disputó 64 compromisos ligueros, anotando 14 goles: 11 en la temporada 2009-2010 y tres en la temporada 2010-2011. Una temporada en la que, además, vivió su debut con el primer equipo: fue en la sexta jornada, ante el RC Deportivo.

Finalmente, Luis Hernández jugó durante dos temporadas en las filas del Real Madrid Castilla. El zaguero defendió los colores del filial blanco en los cursos 2009-2010 y 2010-2011, jugando en ambos en Segunda División B. Fue un jugador que dispuso de bastante continuidad en aquellos años, afrontando 36 compromisos oficiales y anotando tres goles: fueron ante Lanzarote, CD Guadalajara y CD Tenerife “B”. Posteriormente, recaló en el filial del Real Sporting de Gijón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.