Miguel Guerrero apuntala la portería del Écija Balompié

El Écija Balompié ha reforzado su portería con Miguel Guerrero. El cancerbero cordobés afrontará un nuevo e interesante reto en el estadio Municipal de San Pablo, donde tratará de pelear por el ascenso en el Grupo X de Tercera División. Una categoría que conoce, puesto que ya ha jugado en ella con conjuntos como Xerez CD, CD San Roque o Arcos CF. Ahora,  tratará de aportar su granito de arena para ayudar al equipo que dirige David Páez a estar en la pomada.

Formado en los escalafones inferiores del Córdoba CF, Miguel Guerrero comenzó su andadura deportiva en la temporada 2013-2014. Una campaña en la que pasó a las filas del Xerez CD, con el que debutó en el Grupo X de Tercera División. Disputó ocho partidos ligueros, siendo titular en todos ellos: acabó encajando 21 goles. Una temporada más tarde se mantuvo en la disciplina xerecista, alternando sus actuaciones entre el filial y el primer equipo.

En la temporada 2015-2016, Miguel Guerrero tuvo una nueva oportunidad de jugar en el Grupo X de Tercera División. No en vano, aquella campaña el cancerbero cordobés pasó a las filas del CD San Roque. Un conjunto en el que gozó de bastante continuidad, destacando por sus buenas actuaciones bajo palos. Así, llegó a ser alineado en 29 compromisos ligueros: acumuló 2610 minutos de competición, viendo cuatro tarjetas amarillas.

Las buenas actuaciones de este joven portero propiciaron que en la temporada 2016-2017 recalara en las filas de un San Fernando CD que acababa de retornar a la categoría de bronce del fútbol español. Fue una campaña sufrida, en la que los isleños acabaron consiguiendo la permanencia en el Grupo IV de Segunda División B. En ella, Miguel Guerrero acabó jugando seis compromisos ligueros, encajando siete dianas a lo largo de los 469 minutos que afrontó sobre el terreno de juego.

En cuanto al pasado curso 2017-2018, Miguel Guerrero lo pasó a caballo entre el Arcos CF y el San Fernando CD. En el conjunto arcense vivió una nueva experiencia en el Grupo X de Tercera División, disputando ocho encuentros: acumuló 720 minutos, encajando tan solo tres dianas. Posteriormente regresó a la disciplina azulina, completando tres encuentros en el Grupo IV de Segunda División B: recibió seis goles en 270 minutos.