Jordi Roger, destituido como técnico de la Real Balompédica Linense

La Real Balompédica Linense ha acabado prescindiendo de los servicios del que hasta ahora era  su entrenador, Jordi Roger. Un técnico al que esta campaña no ha acompañado la fortuna en el banquillo blanquinegro. Por ello, la entidad ha acabado tomando la complicada decisión de cesarlo de sus funciones.

A través de un comunicado difundido en sus perfiles en redes sociales, la Real Balompédica Linense confirmó la destitución de este técnico. “La #RBL informa que ha llegado un acuerdo para rescisión del contrato que unía a JORDI ROGER @jroger79 con el Club, dejando así de ser Entrenador de la primera plantilla de la BALONA. Le damos las gracias por los servicios prestados y le deseamos los mayores éxitos en el futuro!”, indicó al respecto el club balono.

La trayectoria de este técnico siempre había estado muy ligada a la UE Cornellá, donde desarrolló la totalidad de su carrera en los banquillos. Una carrera que arrancó en los escalafones inferiores de este conjunto, hasta lograr dar el salto al primer equipo. En la temporada 2013-2014 logró un importante éxito, logrando el ascenso a Segunda División B. Un hito conseguido tras lograr el título en el Grupo V de Tercera División y tras derrotar al CD Izarra en el play-off.

De este modo, en el curso 2014-2015 Jordi Roger consiguió debutar en Segunda División B, logrando que la UE Cornellá lograra la permanencia por la vía tranquila: el equipo finalizó en decimoquinta posición, con un saldo de 11 victorias, 12 empates y 15 derrotas. Números que mejoró de cara a la temporada 2015-2016, en la que la escuadra catalana se quedó a un paso del play-off de ascenso a Segunda División al finalizar en quinta posición. Todo ello, tras haber obtenido 17 victorias, nueve empates y 11 derrotas.

Tampoco pasó apuros en la temporada 2016-2017, en la que la UE Cornellá finalizó en novena posición, con un bagaje de 13 victorias, 13 empates y 12 derrotas. Sin lugar a dudas, la temporada de la definitiva consagración de Jordi Roger como técnico fue la pasada 2017-2018. No en vano, el técnico clasificó a su equipo para el play-off de ascenso, al finalizar en cuarta posición en el Grupo III de Segunda División B, con 60 puntos. En la postemporada, no pudo superar al filial del Real Sporting de Gijón.

Con este bagaje llegó en verano del curso pasado a la Real Balompédica Linense, con la que cuajó brillantes números en el curso 2018-2019. Una campaña en la que Jordi Roger se acabó sentando en el banquillo blanquinegro en 38 ocasiones, logrando 11 victorias, 13 empates y 14 derrotas.

Gracias a ello, Jordi Roger se mantuvo en el banquillo de la Real Balompédica Linense de cara a este curso 2019-2020. Una campaña en la que la fortuna no le ha terminado de acompañar en el Grupo IV de Segunda División B,  donde tras 17 partidos pudo lograr cinco victorias. Los 12 duelos restantes acabaron con siete empates y cinco derrotas.