El CD Lugo se impone sin miramientos ante un flojo Córdoba CF

Justo triunfo del CD Lugo por 2-0 ante un Córdoba CF que mostró su peor cara. Los tantos de Campillo y Barco dieron la victoria a los de Francisco. El partido estuvo siempre donde quisieron los lucenses, que les dieron a los de Carrión una auténtica lección de fútbol. El conjunto califal se mostró inoperante y estuvo todo el partido sometido a los designios de un cuadro gallego que fue muy superior.

Partido muy trabado en sus primeros minutos. Muchas faltas y poco fútbol. No había un dominador claro. El fútbol directo era la nota dominante del choque en sus inicios. Lucenses y cordobeses intercambiaban faltas y ocasiones a partes iguales. Había llegadas en ambas áreas: los dos equipos tenían oportunidades, pero sí es verdad que el conjunto andaluz disfrutó de las más peligrosas. El Córdoba CF tuvo una ocasión muy clara en las botas de Javi Lara, pero Miquel salvó bajo palos. A su vez,  los gallegos también tuvieron la suya con un disparo de Iriome que salió rozando el palo.

Tras un primer cuarto de hora muy entretenido, el CD Lugo comenzó a tomar el dominio del encuentro. Los de Francisco empezaron a tocar y tocar, mientras el Córdoba CF se quedaba refugiado en zona defensiva. Se jugaba a lo que los lucenses querían: fútbol de toque y con ritmo pausado. Además los gallegos comenzaban a merecer adelantarse en el marcador. Los rojiblancos generaban peligro a través acercamientos constantes al área andaluza con un Iriome muy activo. Pero los califales también tenían sus llegadas a través de fugaces contraataques. La más clara de los visitantes fue de Sergi Guardiola, que estuvo cerca del gol con un disparo desde el borde del área que se marchó desviado.

En el tramo final de los primeros 45 minutos, el conjunto local persistió en su dominio que cada vez era más claro. La escuadra califal estaba cada vez más encerrada, y cada vez tenían menos opciones de salida al contraataque. Los gallegos además subieron el ritmo y continuaban rondando el gol. El conjunto blanquiverde intentaba bajar el ritmo del choque trabando el juego a través de constates faltas e interrupciones. Los intentos de los andaluces por bajar el tempo del partido no impidieron que el CD Lugo siguiese llegando. Un disparo de Campabadal fue el aviso más claro de los lucenses en esta fase del envite. Así las cosas, llegábamos al descanso con empate sin goles, pero con los locales  mereciendo el gol.

Después de la reanudación el partido continuó por los mismos derroteros: es decir, los de Francisco seguían dominando y sometiendo a los andaluces. Los gallegos continuaron imponiendo un ritmo bastante elevado, que sólo perjudicaba a un Córdoba CF que cada vez daba más síntomas de cansancio. El CD Lugo dominaba a placer y continuaba mereciendo el gol. La más clara de este inicio de segunda mitad fue un disparo Fydriszewski que se estampó en el travesaño. Además, Iriome también tuvo la suya con un disparo que se marchó desviado. Gran partido de los gallegos, que lo intentaban constantemente, pero no tenían suerte de cara a puerta.

A la hora de partido el conjunto local bajó el ritmo del partido varios enteros. Este cambio de ritmo se debió probablemente a que el CD Lugo empezó notar cansancio. Pese a esto, los lucenses siguieron dominando el encuentro. Iriome continuó llevando la batuta del equipo local. El Córdoba CF seguía sometido. Los de Francisco eran dueños y señores del partido, y los blanquiverdes se mostraban impotentes y eran incapaces de salir de su campo y generar peligro en el área rojiblanca. Los gallegos rondaban el gol, estaban cada vez más cerca, y cada vez lo buscaban con más ahínco.

En el fútbol, como en la vida, quien busca encuentra. El CD Lugo buscaba y buscaba el gol y en el minuto 81 lo acabó encontrando. El primer tanto del encuentro fue obra de Campillo. El extremo hizo el gol con un disparo a quemarropa en el área tras un pase raso de Campabadal. Así, el fútbol hacía justicia y los rojiblancos se adelantaban en el luminoso. Cuatro minutos después del primero llegó el segundo: el de la sentencia, obra de Barco. Un futbolista que remató con la derecha desde fuera del área para que el balón acabase besando las mallas califales.

Tras cinco minutos mágicos para un CD Lugo que hizo los dos goles de la victoria, quedaba todo visto para sentencia. Los gallegos seguían su progresión meteórica, mientras a los verdiblancos no les quedaba otra que seguir mirando hacia abajo. El equipo de Carrión sigue necesitando jugar mejor para tener más opciones de lograr puntos que le permitan salir de la zona baja de la tabla.

Ficha Técnica

2- Lugo: Juan Carlos, Campabadal, Bernardo, Ignasi Miquel, Luis Ruiz, Azeez, Seoane, Iriome (Luis Muñoz, 89′) Campillo, Polaco (Mario Barco, 62′) y Christian Herrera (Albarracín, 75).

0- Córdoba: Kieszek, Fernánedz, Caro, J. Afonso, V. Mena (Álfaro, 83′) Edu Ramos, Javi Lara (Aguza, 69′) C. Caballero, Jovanovic, Markovic (Javi Galán, 55′) y Guardiola.

Goles: 1-0: Campillo (80′), 2-0: Barco (84′).

Árbitro: De la Fuente Ramos (Castellano y leonés). Amonestó a Ignasi Miquel y Mena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.