Borja García, un refuerzo de futuro para el Écija Balompié

El Écija Balompié sigue sondeando activamente el mercado para incorporar jugadores de talento a su disciplina. Uno de los perfiles más buscados por el club es el de jugadores jóvenes, de calidad y con conocimiento de la categoría. Tres elementos que cumple a la perfección el último refuerzo que han realizado los astigitanos: Borja García. El joven futbolista debutó la pasada campaña en  el Grupo X de Tercera División, cuajando buenas actuaciones en el Castilleja CF.

Formado a caballo entre la cantera del Real Betis y del Sevilla FC, Borja García culminó su etapa como juvenil en el combinado nervionense. Con el Juvenil “B” del cuadro hispalense, el mediocampista tuvo la oportunidad de competir en el Grupo XIV de Liga Nacional en la temporada 2014-2015. Participó en un total de 17 compromisos ligueros, siendo titular en tres de ellos.

Acabada su etapa como Juvenil, Borja García desembarcó en las filas del Atlético Cortegana. Un equipo de la Primera Andaluza de Huelva, cuyos colores defendió durante la temporada 2016-2017. Fue una etapa de aprendizaje para el mediocampista, que dispuso de bastante continuidad en el cuadro onubense. Así, protagonizó buenas actuaciones, que ayudaron a que el equipo finalizara la competición en quinta posición.

De este modo, Borja García llamó la atención del Castilleja CF, que acabó incorporándolo a su disciplina en el pasado curso 2017-2018. Debutó, de este modo, en el Grupo X de Tercera División. Pese al descenso que acabó sufriendo su equipo, lo cierto es que el mediocampista fue un jugador muy destacado. No en vano, participó en 30 partidos, acumulando 2184 minutos. En  ese tiempo, además, pudo marcar un gol: ante CD Cabecense en la jornada 28.

Ahora, el mediocampista afrontará un nuevo y atractivo reto: el de reforzar a un  Écija Balompié que aspirará a pelear por el ascenso. Una nueva etapa para Borja García, que a lo largo de su carrera ha demostrado estar preparado para pelear por todo en el Grupo X de Tercera División.